Reseña del Libro Bad Ash 2. Sin miedo (Ficción) de Alina Not

30/11/2021 2579 visitas

Bad Ash 2. Sin miedo (Ficción)

Autor/a: Alina Not
Libro reseñado: Bad Ash 2. Sin miedo (Ficción)

Compra Bad Ash 2. Sin miedo
en Amazon España

La gran esperada segunda parte de Bad Ash de Alina Not ha pasado en un visto y no visto por mis manos, me duró un día.

Todos aquellos que leímos el primer libro estábamos deseando saber qué pasaría con Ashley, Cam y Tyler.

En este segundo libro se podría decir, o por lo menos fue mi impresión, que tenemos una parte un poco más dulce, pero que no te engañe, no todo es color de rosa, tocará sufrir un poco.

Ashley sacará a la luz sus miedos, y aunque a veces es difícil de entender su punto de vista (y obviamente depende de la edad del lector), pude entender muchas de sus inseguridades.

Hay una pregunta que se plantea cuando terminas el libro, o por lo menos yo me las planteé, ¿quién dice la verdad y quién miente?

Volví a caer a los pies de Cam, aunque también hubo momentos en que no terminé de comprenderlo, pero también comencé a ver a Tyler con otros ojos, la verdad es que hizo que se me encogiera el corazón más de una vez durante la lectura. Tyler tiene mucho bagaje con el que lidiar y comienzas a ponerte en sus zapatos un poco más.

A pesar de que durante la lectura te encuentras con la chispa que salta entre los protagonistas, lo sentí un poco menos intenso que la primera parte, creo que también porque en el primer libro (al que el nombre le viene de maravillas) saltan verdaderas chispas.

De todo el libro lo que más me gustó fue el final, ese momento de Ashley, no sé cómo explicarlo sin decir un spoiler, pero creo que quien lo haya leído lo entenderá.

Sin duda Bad Ash sigue siendo un fenómeno que tiene atrapado a todo aquel que cae en sus garras, una vez que terminas un libro quieres el siguiente.

Por suerte, como comentó la autora en la entrevista que le hice, para febrero tendremos el gran desenlace.

Compra Bad Ash 2. Sin miedo
en Amazon España


Deja tu comentario...

Categorías